Enter504

Nuestro papel es informarte

Patrullas y ambulancias paralizadas en Tegucigalpa por falta de pago a gasolinerías

Tegucigalpa. Decenas de patrullas policiales y ambulancias de los centros hospitalarios de la capital hondureña permanecen paralizadas hoy debido a la falta de pago del Estado a las gasolinerías privadas. Las unidades, en su mayoría motores a combustión diesel, se abastecen en múltiples gasolinerías privadas a través de contratos que los entes estatales pagan de forma periódica.

El pago correspondiente no se realiza aún y oficiales de Policía Nacional se mantienen en las estaciones policiales de Tegucigalpa a la espera que se autorice la salida de las mismas. Las unidades, que conforman, en su mayoría, el sistema de emergencia 911, están supeditadas a los pagos que la Secretaría de Seguridad efectúa a estas proveedoras de combustible.

La crisis estatal se acentúa en rubros que, por lo general, no sufrían los embates económicos. En los últimos meses, el sector público experimenta una depresión de pagos y cumplimientos. La Secretaría de Finanzas aduce que la aportación pública ha decaído sustancialmente. Sector magisterial, transporte y salud han protestado en busca de respuestas por la falta de pagos o retraso en los mismos. Además, en medio del proceso de enrolamiento para el nuevo censo e identidad ciudadana, los empleados de esa dependencia del Registro Nacional de las Personas (RNP) han manifestado que no se les ha depositado el pago que corresponde a sus labores.

El Estado de Honduras recibirá, tras la aprobación del pleno del Congreso Nacional, más de 800 millones de dólares en un préstamo internacional que pretende utilizarse para pagar la deuda con los funcionarios en todos los sectores. Algo que, según economistas, provocará aún más los efectos negativos en la sociedad hondureña a mediano plazo.