Enter504

Nuestro papel es informarte

ONU Mujeres y CARE Internacional en Honduras se suman a las voces por la aparición inmediata de la jóven Belkys Molina

La violencia contra las mujeres y niñas en todas sus manifestaciones se ha incrementado de manera exponencial en todo el país. El jueves 21 de julio de este año, Belkis Suyapa Molina Gómez (23 años), originaria de San Francisco, Lempira y gerenta de la Filial de La Esperanza, Intibucá de la Cooperativa Mixta Lempira Sur Limitada (COMLESUL), desapareció al salir de su trabajo hacia su casa de habitación. Desde entonces sus familiares no saben de su paradero.

Hoy se cumplen 4 días de la desaparición de Belkys Molina, y a pesar que las instituciones públicas locales y nacionales encargadas de su búsqueda iniciaron esa labor desde el viernes de la semana pasada, no se cuenta con ninguna información sobre su localización. Este retraso impide su resguardo, protección y la captura de los perpetradores y es una violación a su derecho a mantener y conservar su integridad física, psíquica y moral.

ONU Mujeres y CARE hacen un llamado urgente a los operadores de justicia de las instituciones que tienen bajo su responsabilidad la garantía de la seguridad y vida de las mujeres a destinar todos los recursos a su disposición para dar con su paradero a la vez que les demanda actuar con mayor agilidad y efectividad en la búsqueda de Belkys Molina y así evitar que pueda ser objeto de otro tipo de vejámenes e incluso perder la vida.

Nos solidarizamos con los familiares de Belkys Molina, con el equipo de trabajo de la COMLESUL y con el CDE MIPYME Lempa. Este último, socio de ONU Mujeres y CARE. Al mismo tiempo solicitamos a la sociedad en general proveer cualquier información al respecto del paradero de Belkys Molina al Sistema Nacional de Emergencias 911.

Esta desaparición se suma a un contexto de incremento de mujeres desaparecidas en los últimos años en Honduras. El Boletín especial del Observatorio de Seguridad de las Mujeres del Foro de Mujeres por la Vida (2021), establece que del año 2009 al 2020, se presentaron al Ministerio Público 3,320 denuncias de mujeres y niñas desaparecidas, sin embargo, existe un subregistro de este tipo de casos.

Hacemos un llamado a respetar la Convención Interamericana sobre Desaparición Forzada de Personas, suscrita en Belem do Para, Brasil, el 9 de junio de 1994, ratificada por el Estado de Honduras y en vigencia desde el 11 de julio de 2005, lo cual expresa que: “Nadie será sometido a una desaparición forzada y en ningún caso podrán invocarse circunstancias excepcionales tales como estado de guerra o amenaza de guerra, inestabilidad política interna o cualquier otra emergencia pública como justificación de la desaparición forzada”.