Enter504

Nuestro papel es informarte

Liga Española: ¿Podrá el Barca arrebatarle la Liga al Real Madrid?

El trabajado triunfo contra el Sevilla ha permitido al Barça alcanzar la segunda posición de la Liga después de mucho tiempo. El conjunto blaugrana se ha afianzado en la zona Champions y ha encarrilado el objetivo de participar en la próxima edición de la máxima competición continental, pero no renuncia a acabar luchando por el título doméstico pese a que todavía está a doce punto puntos del líder, el Real Madrid. El equipo culé no puede permitirse temporadas de transición y está obligado a intentarlo hasta el final.

¿Puede realmente el Barça atrapar al Madrid? Para contestar esta pregunta, es importante recordar que los de Xavi Hernández han disputado un partido menos que los blancos. En caso de Justifyel compromiso aplazado ante el Rayo Vallecano, previsto para el 24 de abril, el conjunto barcelonista se situará a nueve puntos de la primera posición. Esto es, necesitará tres derrotas merengues –como mínimo– para llevar el trofeo a las vitrinas del museo del Camp Nou. Es muy complicado. Muchísimo. Pero no imposible.

¿Un calendario favorable?

Sobre el papel, el Real Madrid tiene compromisos más exigentes que el Barça en las ocho jornadas de Liga restantes. Carlo Ancelotti y los suyos tienen que visitar estadios muy exigentes como el Sánchez-Pizjuán (Sevilla), El Sadar (Osasuna), el Wanda Metropolitano (Atlético de Madrid) y el Nuevo Mirandilla (Cádiz). Los compromisos en el Santiago Bernabéu, en cambio, serán mucho más asequibles para los madridistas: Getafe, Espanyol, Levante y Betis son equipos peor clasificados, aunque podrían ser muy peligrosos si viajan a la capital con opciones de cumplir sus objetivos para la presente temporada.

El equipo culé, por su parte, jugará dos encuentros a domicilio especialmente complicados contra Real Sociedad y Real Betis, pero las otras dos visitas –al Levante y al Getafe– serán más ‘amables’. Cádiz, Rayo Vallecano, Mallorca, Celta y Villarreal intentarán llevarse puntos del Camp Nou. El Barça tiene el precedente del curso pasado, en el que frustró su increíble remontada liguera con dos tropiezos como local en dos partidos que parecían fáciles frente al Granada y el Celta, para recordar que cada partido es un mundo y que todos los rivales pueden generar problemas.

Hay otro factor que condicionará los últimos metros de una carrera por el título de Liga que, antes del ‘sprint’ blaugrana, parecía sentenciada. El Barça y el Madrid están clasificados para los cuartos de final de la Europa League y la Champions, respectivamente. Si cualquiera de los dos periplos continentales (o los dos) se alargara, Xavi y Ancelotti deberían aprovechar el torneo estatal para realizar rotaciones. La posibilidad de levantar un trofeo europeo es demasiado sabrosa como para mirar hacia otro lado, especialmente para los catalanes en caso de que el líder siga sin pinchar.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

CON INFORMACIÓN SPORT