Enter504

Nuestro papel es informarte

Familiares de privados de libertad exigen que se habiliten las visitas a los centros penales

San Pedro Sula, Honduras. La Asociación de Familiares de Privados de Libertad exigieron hoy, frente al edificio del Poder Judicial, se habilite el proceso de visitas a los centros de detención a nivel nacional. Entre madres, hermanos y padres, los manifestantes, con pancartas y consignas, mencionan que hace siete meses no saben o han visto a sus parientes.

Incluso, algunas madres de los privados de libertad argumentan que las autoridades no brindan información alusiva al estado de salud de sus familiares. Los centros penales se cerraron desde el inicio de la pandemia en territorio nacional desde marzo. Esto con la premisa de evitar los contagios, que poco duró, porque semanas después ya se reportaban los primeros contagios dentro de los centros penales.

«Tenemos más de siete meses sin ver a nuestros familiares. No sabemos si están vivos, si están sanos o si les ha ocurrido algo. Nos tienen que escuchar porque queremos visitas. Han abierto muchos sectores del país, pero no los centros penales», explica una hondureña, madre de un privado de libertad.

Sin embargo, autoridades penitenciarias aún no oficializan un proceso de protocolos referente a la reactivación de las visitas a los centros de detención, sean mínima o alta seguridad. Tampoco existe información reciente acerca de la situación sanitaria en las instalaciones de estos centros. Familiares avisan que, de no obtener respuestas, intensificarán las protestas.

El grupo de familiares indica que aceptarían un protocolo de medidas sanitarias y proponen se preparen espacios abiertos de cara a las visitas. A la vez, cumplirían con todos los requerimientos que las autoridades dispongan, pero que exigen que estos procesos se publiquen pronto.