Enter504

Nuestro papel es informarte

El gobierno de EEUU reconoce "fallas" pero no latigazos en operativo migratorio en Del Río

El gobierno de EEUU reconoce «fallas» pero no latigazos en operativo migratorio en Del Río

Los hechos se remontan a septiembre del año pasado, cuando surgieron unas imágenes en las que se podía ver a un grupo de agentes fronterizos montados a caballo azuzando -según algunas voces, hasta con bridas- a un grupo de migrantes haitianos que intentaba cruzar la frontera.

El Gobierno de Estados Unidos reconoció este viernes que se produjeron «fallas» en una controvertida acción el año pasado por parte de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés), pero descartó que los agentes llegaran al extremo de que «golpearan a nadie» con las bridas de sus caballos.

«Hubo fallas a numerosos niveles de la agencia, una falta de medidas y formación adecuadas, y un comportamiento poco profesional y peligroso por parte de varios agentes», reconoció el CBP mediante un comunicado al dar a conocer los resultados del expediente del caso. «La investigación no encontró pruebas de que los agentes golpearan a nadie con bridas de caballo».

El resultado de la pesquisa, con los nombres editados, ha sido publicado íntegramente por la Administración Biden, que desde un principio expresó malestar por lo sucedido y reaccionó anunciando una investigación inmediata.

Fue a mediados de septiembre del año pasado cuando varias agencias de prensa divulgaron videos y fotos donde se podían observar a oficiales de la patrulla fronteriza atosigando con sus caballos a los inmigrantes, en su mayoría haitianos, que desde hacía días permanecían en el limbo, bajo un puente, en un campamento improvisado en Del Río. Más de 10.000 migrantes se llegaron a congregar allí en esos días.

En ese contexto, un grupo de migrantes intentó cruzar el Río Grande en una parte en la que el agua apenas les cubría por las rodillas, sin embargo, su acción se vio interrumpida por los agentes, que a empellones acabaron empujándoles de vuelta al cauce.

Ya entonces, al conocerse las imágenes, el secretario del Departamento de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, lamentó que las mismas «no reflejan quiénes somos como país ni reflejan a la Patrulla Fronteriza» y calificó la violencia empleada por los agentes como «innecesaria».

A pesar de que se descarta el uso de bridas, la investigación concluyó que varios agentes «recurrieron a la fuerza o a la amenaza de la fuerza para intentar reconducir a los migrantes de vuelta al río Grande».

La agencia destaca, no obstante, que no hay constancia de que ninguno de los migrantes «fuera obligado a volver a México o se le denegara la entrada a Estados Unidos».

Con información de VOA.